CABAÑERO AGRADECE A LUCIO GÓMEZ EL COMPROMISO QUE ASPRONA HA DEMOSTRADO CON EL CONJUNTO DE LA PROVINCIA DE ALBACETE DURANTE SUS AÑOS AL FRENTE DE LA ASOCIACIÓN

El presidente de la Diputación de Albacete ha recibido este martes, en su despacho del Palacio Provincial, al quien durante doce años ha sido su homónimo en Asprona. Después de más de treinta siendo parte de la Junta Directiva, Lucio Gómez cerrará muy pronto de forma oficial ese importante capítulo de su vida (y del asociacionismo activo provincial), si bien asegura que siempre seguirá vinculado a esta emblemática y querida Asociación a la que llegó, recuerda, cuando (el pasado enero se cumplían 32 años) nacía su hija Marina, con síndrome de Down.


Desde entonces y hasta hoy (y como, a buen seguro, continuará siendo también ‘mañana’), Gómez ha conocido en profundidad todas las aristas de este aprendizaje continuo: como padre (en lo personal) y, como vocal, secretario y, finalmente, presidente de esa Asprona que, por méritos propios, se ha convertido en un referente nacional en la atención de las personas con discapacidad intelectual y en la promoción de su total autonomía como ciudadanos y ciudadanas de pleno derecho.

Un trabajo que Santi Cabañero ha querido agradecerle en persona antes de su marcha formal como máximo representante de la Asociación, poniendo en valor el empeño que ha puesto en este tiempo en la reorganización acometida en el colectivo buscando su optimización en pro de lo mejor para sus usuarios y usuarias, y haciendo que ese corazón que siempre ha latido con fuerza en torno a Asprona, llegara también a diferentes lugares de la provincia (merced, por ejemplo, a la colaboración que viene haciéndose para ello por parte de la institución provincial).

El presidente de la Diputación ha elogiado el tesón con el que Gómez luchó por la Asociación, por sus profesionales y por las personas a las que atiende, en momentos pasados muy complicados a raíz de la crisis económica que, hace diez años, hizo peligrar la continuidad de muchos colectivos que atendían a personas vulnerables, entre ellos, Asprona. Por contra, con mucho esfuerzo, Gómez y su equipo lograron salir más fuertes de aquel duro trance, como demuestran año a año (a uno ya de celebrar el 60 aniversario de la entidad), haciendo valer la importancia de recursos que, en su seno, están resultando fundamentales (como la Atención Temprana, los Centros Especiales de Empleo, o las iniciativas a dinamizar la propia Asociación fomentando el deporte, el ocio y la cultura). Misma entrega que ha sido la tónica a seguir a la hora de enfrentarse al duro golpe que ha vuelto a plantear la pandemia de la COVID-19.

Actualmente, la Asociación presta atención a cerca de 1.500 usuarios y usuarias y cuenta con 600 trabajadores y trabajadoras (más que cuando se desató la crisis sanitaria). “Todo un ejemplo a seguir y una excelente compañera de camino sin la que, como siempre me gusta recordar, las Administraciones no podríamos llegar (ni con la misma calidad en la atención ni con el mismo conocimiento de las distintas necesidades) a las personas que precisan de un soporte específico para el desarrollo de su día a día de la forma más plena y autónoma posible”.
‘Punto y seguido’ en la colaboración mutua en pro de la mejor atención de las personas con discapacidad intelectual de la provincia

Además, Cabañero y Gómez han podido conversar sobre ese convenio de colaboración que la Diputación viene suscribiendo con la entidad y que, como contemplan los Presupuestos Provinciales, seguirá manteniendo los 255.000 € que lo sitúan como el más importante (cuantitativamente) que la institución provincial tiene, tal y como ha expuesto el presidente y como se tendrá ocasión de perfilar (junto a otras iniciativas que pueden interesar a la Asociación) con la persona que resulte elegida como sucesora de Lucio Gómez, una vez concluya el proceso que Asprona viene celebrando.

Ese acuerdo con la máxima institución provincial, entre otras cuestiones, ha permitido a Asprona mantener distintos programas y servicios destinados a la atención de las personas con discapacidad intelectual en la provincia de Albacete y de sus familias, incluyendo la promoción de actividades en los Centros de Albacete, Almansa, Caudete, Hellín, La Roda, Tobarra y Villarrobledo; el programa de voluntariado y la realización de actividades de integración laboral y de formación personal acorde a las distintas capacidades de cada usuario y usuaria.

El presidente de la Diputación ha manifestado a Lucio su agradecimiento también por el talante, siempre colaborativo y propositivo, que ha mantenido en todo momento con la institución provincial, compartiendo así ese objetivo común de, a través de la unión, lograr avanzar hacia la plena inclusión en la sociedad de las personas con discapacidad intelectual, la integración laboral, la promoción personal y la igualdad de trato y de derechos.

Como muestra de reconocimiento, y de parte del conjunto de los y las albacetenses, Santi Cabañero ha entregado a Gómez, como obsequio, una navaja típica de nuestra tierra y un ejemplar del libro ‘Y estaban el pastor, el perro y la garrota… El pastoreo tradicional en el Campo de Montiel’ editado, con gran éxito, por la Diputación.